#ArteEscénica

Esta semana reflexionamos sobre el teatro, sus límites y sus implicaciones políticas. Para ello nos acompañan en el estudio la compañía teatral Striga, y contamos con la intervención telefónica del humorista y director de escena Richard Salamanca, que además es nuestro compañero realizador del programa Bipartidos de Risa en Ágora Sol Radio.

El teatro siempre ha sido una poderosa arma social, pero en los últimos años, marcados por la crisis y el resurgir de inquietudes sociales latentes, han cogido mucha fuerza varias disciplinas que ponen la cuestión social y política al mismo nivel que la exigencia artística.

De julio a diciembre de 2016. Un año más, el Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida y el Museo Nacional de Arte Romano levantan el telón desde el pasado para afrontar el presente, un presente que convierte a Mérida, durante los meses de verano, en sede destacada del teatro español, y que encuentra en el Museo las raíces del teatro.

Días 8 y 9 de julio en Matadero Madrid. Testigo de las Ruinas condensa la experiencia de Mapa Teatro como testigos de uno de los proyectos urbanísticos más ambiciosos de la ciudad de Bogotá en el umbral de los dos milenios. Sintetiza su opción como artistas confrontados a las grandes paradojas de lo real, su rol testimonial. Tiene sus antecedentes en los cuatro proyectos desarrollados por Mapa Teatro entre los años 2001 y 2005: C'úndua, Prometeo I y II Acto, Re-corridos y La Limpieza de los Establos de Augías.

Frinje Madrid es un festival de artes escénicas organizado por el Teatro Español en Matadero Madrid. Este año tendrá lugar su V edición del 1 al 17 de julio. Frinje16 apuesta por la multiplicidad de miradas en la creación contemporánea y alienta a sus participantes a enfrentarse a la realidad política y social desde una lente "extrañada" que ilumine las zonas de sombras de una época marcada por la velocidad con la que acontecen los cambios.

Mucho antes de que el teatro rompiese la cuarta pared, su techo ya estaba abierto. Su escenario primigenio contaba con el cielo como parte de la escena y, como el verano lo permite, los festivales recuperan las artes escénicas al aire libre. Llega el momento de abandonar (temporalmente) las salas para regresar a los anfiteatros y plazas locales.

Un proyecto de Cris Blanco creado, desarrollado y producido con Óscar Bueno Rodríguez, Javier Cruz, Amaranta Velarde y Cris Celada. Intérpretes: Amaranta Velarde, Javier Cruz, Cris Celada, Cris Blanco y Óscar Bueno Rodríguez. Asistencia artística/dramaturgia: Ayara Hernández. Arte y escenografía: Javier Cruz y equipo Translator. Coreografías: Amaranta Velarde, Ayara Hernández y equipo Translator. Técnica: Sergio Roca Saiz. Coproduce: Mercat de les Flors/ El Graner, La Casa Encendida, Las Naves, Fuga.es y CAET- Centre d’arts escèniques de Terrassa.

Personajes protegidos por su propio caparazón, protegidas de la soledad y la violencia que las rodea. Y alguien agazapado… Todas bajo un mismo cobijo. A la espera de que el temporal amaine… y cuando luzca algún rayo de sol, sacarán sus cabezas y soñarán tiempos mejores. Sin hambre… El único motor que las hace no perder la esperanza es su vocación, una vocación que llevarán hasta sus últimas consecuencias. Siempre protegidas por sus sueños.

Lo bautizaron como Fringe porque fue la propuesta más brillante que se ha gestado desde el despecho. Ocurría en 1948, cuando el festival internacional de teatro de Edimburgo se dejó a ocho compañías en el tintero de su programación. Éstas, que no eran alternativas de guerrilla, decidieron escupir sobre la corrección artística de la cita oficial y representar sus variedades en plena Royal Mile. El periodista escocés Robert Kemp las definió como el otro lado de la orilla, donde los marginados no se someten a los caprichos de las grandes salas.

El director teatral español José Luis Arellano, ganador del premio Helen Hayes de EE.UU. por una versión de "Yerma" de Federico García Lorca y ahora profesor de teatro cervantino en Miami, está interesado en traer a los clásicos a la actualidad y en "conversar" con ellos, porque están "vivos". "Me interesa mucho pegar al hoy las historias que cuento, aunque sean antiguas", aseguró Arellano en una entrevista con Efe.